smartphone

Cómo salir de la zona confort y enfocarte en la zona Mágica

Supera  desafíos y transforma a tu guerrero de luz interior.

No cabe duda que en la vida solo hay dos tipos de personas. Están las que TOMAN ACCIÓN y buscan el ÉXITO, y están las que todo lo hacen con el menor riesgo posible y se embarcan a una vida de conformidad total.

Hablaremos de este tema específicamente y de cómo las personas a veces evitamos mejorar nuestras vidas y hacer algo grande porque preferimos la seguridad de algo que no es tan seguro como queremos pensarlo.

La zona de confort y el mundo moderno.

Hace solo 30 años, las personas vivían en un mundo muy distinto al que tenemos hoy en día.

La cantidad de empleos y posiciones era realmente alta y si alguien iniciaba una carrera en cualquier trabajo, era casi imposible que terminara despedido de ese empleo, y de ser así, fácilmente encontraba otro igual o de mejor paga.

El punto que hace 50 años si era algo lógico seguir el camino “seguro” ese camino de elegir una carrera para estudiar y obtener un título.

El camino de asegurar un trabajo en una empresa de prestigio y mantenerlo por el resto de nuestras vidas.

Si bien ese camino parecía ser el indicado hace unas cuantas décadas, todo ha cambiado ahora en la Era moderna.

La era digital lo cambia todo.

Uno de los problemas más grandes que se pueden ver en el mundo moderno es que millones de personas están quedándose sin empleos en esos sectores que parecían ser seguros.

Lo que algún día fue algo seguro, es ahora tan incierto como la búsqueda de éxito como emprendedor.

Esto no es necesariamente algo malo, ya que gracias a esa dificultad es que miles de personas están creando nuevos negocios y generando más empleo. Estamos en la Era de la creatividad.

Hay una gran ventaja en el mundo moderno, y es que gracias a la conectividad de internet, ahora podemos hacer cosas que eran imposible antes de su existencia.

Ahora todos podemos hacer un esfuerzo para obtener resultados realmente positivos, y todos tenemos la oportunidad de emprender nuestros propios negocios.

Invertir en nuestro desarrollo personal y crecer como Ser Humano.

En resumen, el mundo es ahora muy distinto y permite que el que desea esforzarse y salir de la zona de confort, pueda tener su oportunidad de brillar de manera individual.

TODOS NACÍMOS PARA BRILLAR.

Todo esto hace que la zona de confort se vea cada día un poco menos atractiva.

Por naturaleza nos gustan más los estados de comodidad.  Evitar las amenazas que puedan atentar contra nuestra existencia, por ello buscamos siempre acercarnos al placer, y alejarnos de lo que nos atormenta sin enfrentarnos al problema realmente. 

Por lo que de manera inconsciente, estamos buscando en todo momento, permanecer dentro de algo llamado “zona de confort“.

La zona de confort es donde podemos descansar, continuar con nuestra rutina y hábitos pre-establecidos, ya que por genética, le tenemos miedo a lo desconocido.

Con la incertidumbre del mundo moderno, es difícil decir que la zona de confort es en alguna posicion específica de trabajo. Hoy nada es seguro, y es posible que hasta las más grandes empresas tenga que hacer recortes inesperados.

Todos esto es realmente algo positivo, solo hay que tener el valor de afrontar que nada es seguro en la vida, pero nuestros esfuerzos serán la mejor manera de lograr el éxito.

RENACER, REINVENTARNOS, SACAR NUESTRA MEJOR VERSIÓN.

El mayor desafío de la vida es aprender a TOMAR ACCIÓN y a cambiar la visión y actitud que tenemos para afrontar nuestros problemas. Nadie logra hacer cosas grandes en su vida a menos que tome riesgos y busque lo que realmente le hace feliz.

No se trata tanto de algo que nos brinde riquezas materiales, como de algo que nos llene y nos haga felices, todo mientras al mismo tiempo nos permita vivir la de forma digna.

Si bien algunos quieren el éxito en términos financieros, esto tampoco es algo malo, pero parte de tomar riesgos también significa buscar hacer lo que más quieres y no solo lo que te permite recibir una gran remuneración monetaria.

Recuerda que de nada sirve una montaña de dinero, si pierdes tu salud y si te alejas de los seres que te aman y que tú amas.

Transformar tu vida no es querer solo llenarse de riquezas materiales y no disfrutar del tiempo que tenemos con nuestros seres queridos. El balance está en tener la tenacidad y el deseo de hacer cosas importantes, para poder dejar un gran legado a la humanidad.

El éxito rotundo de las personas más adineradas ha radicado en asegurarse de poder hacer algo que les apasiona. Un próposito de vida que transforman en su DIVINA PASIÓN.

Un trabajo que también les permita tiempo para disfrutar de todo el esfuerzo y los sacrificios para llegar a esas metas y hacer realidad los sueños.

Transfórmate en un guerrero de luz.

La vida será exactamente como nosotros decidamos que sea. Entramos en la Zona Mágica, en la zona Arcoíris. Hemos venido a brillar sólo hace falta salir de la zona confort de empoderarte y tener ALIENTO DE VIDA.  Aunque nosotros no tenemos control de lo que sucede en la vida, pero si tenemos control de cómo afrontamos los retos y desafíos diariamente.

Si aprendes a transformar tus emociones, tus pensamientos, tus creencias, tus acciones y a seguir un camino con pasos firmes hacia adelante, la vida será mucho mejor. No tanto por los logros que obtengas de esa actitud, sino porque el verdadero placer de vivir esta en la aventura mientras recorres el camino y no en el destino final.

Así que ¡Atrévete! Sal de la Zona Confort y entra en la Zona Mágica,  adaptate a vivir nuevas vivencias para llegar a la nueva zona de posibilidades.

La isla.

Hay que ver la vida como una pequeña isla.

Esta es una historia muy valiosa ya que nos da una gran lección.

Un hombre fue el único sobreviviente de un naufragio, pero se encuentra en una isla muy pequeña. No hay comida, no hay plantas ni refugio, pero la isla más cercana está demasiado lejos y el náufrago sabe que está en aguas peligrosas llenas de tiburones.

El náufrago piensa en lo terrorífico que sería tener que nadar hacia la otra isla y ser atacado. Piensa en lo difícil que sería llegar a esa otra isla sin problemas. Pero la verdad es que las probabilidades de que lo ataquen son bajas. El mar es gigante y el riesgo es pequeño. El náufrago puede decidir quedarse ahí y sobrevivir de cangrejos y de pequeños caracoles mientras espera morir. Pero también tiene la opción de arriesgarse a nadar a la isla más grande, donde hay más recursos y probablemente algún lugar donde resguardarse.

Un día el náufrago decidió nadar hacia la otra isla y llego sin problema alguno. Esto le permitió sobrevivir suficiente tiempo para ser encontrado.

El punto de esta historia es que a veces nuestro MIEDO por avanzar viene lleno de temores que hacemos más grandes de lo que realmente son. No pensamos en las desventajas de seguir estancados en la conformidad, y nos vemos completamente congelados por pensamientos de lo que podría salir mal.

Todos podemos elegir estar en la zona de confort, pero cada día esta zona se vuelve más pequeña e insegura. Por eso arriesgarnos a mejorar nuestras vidas es la mejor opción para sacar nuestra MEJOR VERSIÓN.

Salir de tu zona de confort, romper con todo lo conocido y conocer a personas con tus mismas inquietudes tiene un poder transformador e invencible, tu camino hacia el éxito y la realización personal será mucho más satisfactorio, tu Zona Mágica

No te quedes ahí mirando desde la baranda. ¡Anímate y salta!

Sal de tu zona de confort, suelta las excusas, los miedos y las dudas.

No lo pienses, el que piensa, pierde. Sólo siente y VIVE este viaje con CARSARA que te transformará la vida.

Add A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.